martes, 22 de marzo de 2011

Llena de todo excepto de tí.


Hoy me convertí en una lagartija europea más. Tenia free period y decidí sentrame fuera del colegio, disfrutando del sol, de un cigarrito, de un café.
Yo pensé que mi año completo sería así. Lleno de intensidades, de café, de letras.
De picnics, de pajaritos cantando, de bicletas en un bosque, de fogatas en la playa.
De aire fresco, de caminatas sin rumbo fijo, de cortar girasoles para decorara mi cuarto, de preguntas contestadas por ardillas y de besos picarones entre el viento y el sol.
De caminatas por el puerto y de helados derretidos mientras nos escapamos a velear. De agarrar manzanas de arboles y de comerlas en un pequeño break en la grama.
Así, lleno de tiempo para hablar conmigo. Lleno de análisis sobre la vida que quiero, sobre mi vida futura.
Nadie me contó que la vida te llena de esas cosas justo cuando sólo te quedan poco más de cuatro meses para disfrutarlas.
En los siguientes cuatro meses no lo tendré a él. Pero si todas las cosas que, segúnplanes ilusos, llenarían todo mi año.
Desde ahora hasta Agosto no pelearé con el sol, ni tampoco con las ardillas. Estuve ya siete meses odiando al frío, cuatro detestando la nieve, uno de peleas con él, y ocho meses completitos deseando tener un día tan lindo como el que finalmente tengo hoy.

3 comentarios:

  1. ¡qué arrecho pelear en alemán!
    (Así de groupie! jajajaja)

    Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Churru, creo que te falta el último post por comentar para que completes tu perfect score.

    ResponderEliminar